TODO PASA POR LOS SENTIDOS

Somos CUERPO y tenemos que vivir con conciencia corporal. El cuerpo es una de las dimensiones de la persona que más nos ayuda al equilibrio de nuestro SER. Nuestro cuerpo nos informa, nos pone alerta, no orienta y hace vivir en el mundo. Porque todo lo que sucede en el exterior nos afecta en nuestro interior «Mi cuerpo me ama y por eso me alarma». Lo primero que tenemos que saber es que todo lo que sucede  a nuestro alrededor lo captamos a través de los 5 sentidos, que son señales extroceptivas que corresponden al medio externo y nos informan, por ese motivo es muy importante que estemos muy atentos a las señales que recibimos  y poderlos utilizar para percibir, conocer y relacionarnos mucho mejor en nuestro entorno. Nuestros sentidos nos hacen sensibles a lo que sucede en nuestro entorno e incluso en nuestra vida. Ser conscientes de nuestro ser corporal con la ayuda de los sentidos para descubrir todo lo que tenemos a nuestro alcance para realizarnos plenamente como personas. Usemos, disfrutemos, desarrollemos…nuestros sentidos ¡y a vivir!

Contamos con un sexto sentido «La intuición» pero ese será otro tema.

Contamos con 5 sentidos para emocionarnos, para tocar nuestro ser emocional porque son mensajes para el corazón

PROPUESTA DE TRABAJO: Déjate llevar por la imaginación y busca sensaciones que rodean todas las cosas.

  1. Si dejas a un lado el coco y te atreves a llenar de color, olor, sonido,…la vida, la recibirás de otra manera.
  • Si la amistad fuera un COLOR ¿Cuál sería?
  • Si la amistad fuera una MÚSICA ¿De qué tipo sería?
  • Si la amistad fuera un OLOR ¿A qué olería?
  • Si la amistad fuera un SABOR ¿A qué sabría?
  • Si pudieras TOCAR con los ojos cerrados la amistad ¿Qué tacto tendría?

Hacemos el ejercicio con otras emociones…traición, amor, primer beso, perdón, miedo,..

2. VISTA

Se trata de jugar a el «lazarillo y el ciego» por turnos y en parejas uno hace de guía (primero ayudando y después tan sólo con la voz) y el otro de ciego (Tapamos los ojos) Al terminar y en grupo todos llevan los ojos tapados y en fila con las manos en los hombros de la persona de delante somos guiados por el último, que es el único que ve (Instrucciones: golpe en los dos hombros caminamos hacia adelante, golpe hombro izquierdo hacia la izquierda y hombro derecho hacia la derecha.

Hacemos el juego y contestamos a las siguientes preguntas:

  1. ¿Por qué la vista es el sentido que más desarrollamos?
  2. ¿Qué ha sucedido durante el juego? Explica la experiencia.
  3. Saca alguna conclusión

3. Enlace para trabajar nuestro ser corporal

LOS RITMOS DE LA VIDA

Una de las maneras más sencillas y directas de trabajar la inteligencia emocional es desde lo corporal. La dimensión corporal nos ayuda a entendernos y reconocernos. La vida nos va marcando ritmos que no siempre respetamos o cuidamos, es en ese momento cuando perdemos el equilibrio entre cuerpo, mente y sentimientos y todo parece que se derrumba, que no estamos a la altura de las circunstancias o incluso olvidar el propósito de nuestro hacer en la vida. Ante cualquier experiencia emocional busquemos el ritmo, trabajemos nuestro ser corporal y centrémonos en cómo vividlo. Prácticas 11 de «emociones creativas»

Cada momento, cada situación, cada experiencia requiere su tiempo y ritmo vital